*

Jueves, 13 de Diciembre de 2018

Precios bajos y escaso consumo afectan producción de manzana en Zacatlán

Mientras algunos productores comienzan a buscar soluciones; otros ya aplican métodos eficientes para explotar todas las opciones de comercia
Miércoles, 14 de Agosto de 2013 14:53
|
Pablo Morales y Omar Arroyo Olvera

Zacatlán, Pue.- La tradicional manzana denominada “rallada”, de origen local, única a nivel nacional con sólo dos zonas geográficas de siembra y cosecha en el mundo, presenta una producción en picada anual desde la década de los años ochenta, cuando se producían y comercializaban más de diez mil toneladas, hoy apenas alcanza las dos o tres toneladas anuales.

Entrega Sagarpa recursos por 6.8 mdp en apoyos al campo poblanoArdelio Cruz, presidente de la Asociación Agrícola de Zacatlán, que alberga a 12 organizaciones cooperativas y sociedades rurales, explicó que la mala paga por kilo de manzana rallada que ofrecen empresas y el poco consumo particular, ha generado que los productores hayan perdido el interés por continuar con la producción masiva.

Mencionó, que a pesar de la crisis en la producción de manzana rallada, los productores no abandonarán del todo el cultivo de este fruto representativo y que además le dio apellido a Zacatlán.

“La mayoría de los productores de esta manzana la cosechan más por la historia que tiene y no por el hecho de que represente una ganancia económica, la manzana rallada es un ícono de nuestro Zacatlán”.

Recordó que esta manzana es un fruto único de producción en Zacatlán a nivel nacional y en el mundo sólo una región pequeña de España tiene este mismo tipo de fruto.

Abundó que los 0.80 centavos que pagan las empresas refresqueras y de jugos, por cada kilogramo de manzana rallada, es un precio castigado en comparación con otro tipo de manzana que también se produce en la demarcación.

“Desgraciadamente los precios son muy castigados, la situación crítica también se presenta por las enfermedades como hongos y plagas que llega a presentar el árbol, complicaciones que el productor en muchas ocasiones no puede enfrentar de manera económica”.

Comentó que en contra de los números negativos en la producción de este producto, la manzana rallada tiene un factor preponderante en la industria, principalmente porque da consistencia y otras ventajas al producto final como refrescos y jugos.

La producción de manzana de mesa, refirió, es mucho más alentadora, “su consumo y costo es mucho mayor, se comercializa de forma más agradable en el mercado nacional”.

Ardelio Cruz, reconoció la necesidad de tecnificar con procesos modernos la producción del fruto, además de un eficiente método que posicione a la manzana en el mercado particular y el consumo en los hogares sea mayor. Será a partir de esto que la plusvalía de la manzana rallada alcanzará de nuevo su éxito, comercializándose también para todo tipo de productos gastronómicos.

Por último detalló que otros tipos de manzana, además de aguacate y blueberry, son frutos que también se producen con éxito en la región norte del estado de Puebla y que están dando importantes ganancias a los agricultores locales.

“Zacatlán se está posicionando a nivel nacional por el cultivo de aguacate hass, mientras que en la producción de blueberry el mercado principalmente internacional está creciendo a pasos agigantados”, acotó el representante de los fruticultores.

Tecnificación y organización “sí da buenos frutos”

Por otra parte y de manera separada, Rafael Eyvar Luna Cruz y Francisco Becerra Ordoñez, presidente y vicepresidente respectivamente de Comunidades Unidas de Frutas de Zacatlán  (Cufruzac), explicaron y mostraron cómo de manera organizada y aplicando nuevas técnicas y tecnologías se logran resultados positivos en el campo local.

Coincidieron en señalar, que el costo de 0.80 centavos por kilogramo de manzana rallada que pagan desde hace 20 años empresas importantes, no permite que la producción sea sustentable y ha ocasionado que campesinos locales hayan cambiado sus producciones a otros frutos, lo que ha originado un declive en la producción.

Explicaron que desde hace cinco años y a través del conocimiento científico, aplican otras técnicas de producir variedades de manzana, incluida la rallada. Congresos de productores manzaneros en el estado de Chihuahua, en los que participan desde esas mismas fechas de manera anual, les ha permitido ver otras formas de explotar la manzana.

La organización que representan, contaba al inicio de su formación con poco más de 200 productores locales, hoy y a raíz de su desesperación, son 40 los que forman la Cufruzac.

En una superficie de 39 hectáreas cosechan variedades de la manzana como la rallada, galas, king rollal, peruana, golden agua nueva, golden suprime y la golden mario.

Afirman que su producción puede variar según la demanda del comprado, de 10 a 20 toneladas anuales, pues han aprendido a sembrar en alta densidad y también en alta calidad.

Transformación del fruto

Otras formas de transformación de la manzana han aprendido para su comercialización en gajos, cubos para yogurt, fruta seca, vino, entre otras.

A través de maquinaria moderna, algunas adquiridas en el extranjero, convierten la manzana en producto de excelente calidad que es adquirida por empresas como Jumex que adquiere el desecho, Alpura que adquiere manzana en gajos y otra empresa michoacana de distribución en cubos.

Deshidratadoras, seleccionadoras, pelador, lavadora, cortadora, cámaras refrigerantes y más, forman parte del patrimonio de los productores que a la fecha no han podido ver ganancias económicas toda vez que sus dividendos se han ido en la adquisición de maquinaria y plantas de origen americano.

Plantas de origen norte-americano

En los Congresos de manzaneros en el estado de Chihuahua, conocieron y adquirieron plantas de origen norte americano en las variedades antes mencionadas, que han sido adquiridas por los productores de la Cufruzac.

Su nombre científico: patrón mm 106, se ha convertido en una planta que da fruto de calidad a partir de los cuatro años de siembra. Comprobaron que por cada hectárea son sembrados tres mil árboles.

Explican que este tipo de flora “se educa como un hijo. Educamos su crecimiento para que dé mejor fruto, cada rama extendiéndola da fruto a la mitad y en la punta. Si no la educamos de manera correcta sólo daría fruto en la punta de cada rama, lo que nos afectaría en menor producción”.

Finalmente, destacaron que han visto en la ciencia nuevas formas de aprovechar las bondades que tiene el suelo y las plantas; también los procedimientos que pueden servir para explotar al máximo el consumo de la manzana.

Vistas: 7884